El nuevo convenio permitirá la prejubilación de las camareras de piso, aunque UGT lo llama "farsa"

El nuevo pacto recoge la posibilidad de que las camareras de piso puedan "prejubilarse" a los 58 años con una fórmula que pasa por el despido objetivo por incapacidad sobrevenida

Guardar

Una camarera de pisos limpiando la habitación de un hotel. / EFE
Una camarera de pisos limpiando la habitación de un hotel. / EFE

El nuevo convenio de la hostelería de la provincia de Santa Cruz de Tenerife ha incorporado una medida que ha despertado el malestar de los sindicatos que no han apoyado el acuerdo. El nuevo pacto recoge la posibilidad de que las camareras de piso puedan "prejubilarse" a los 58 años. Pese a que no sea un sector contemplado en la Ley General de Seguridad Social desde Sindicalistas de Base han defendido que saben "cómo es la fórmula"  pero desde UGT lo califican de "farsa". 

El pasado viernes la Asociación Hotelera y Extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro (Ashotel) y la Asociación de Empresarios de Restauración y Ocio (AERO), firmaron el nuevo convenio de la hostelería en la provincia con el apoyo de Sindicalistas de Base, el sindicato que aglutinaba dos tercios de la parte sindical de la mesa negociadora. Un acuerdo que incorporaba como novedad la prejubilación de las camareras de piso

La fórmula de la prejubilación

En un comunicado, desde Ashotel han asegurado que la posibilidad de la prejubilación de las camareras de pisos a los 58 años es "una propuesta cuyos mecanismos legales están recogidos en el Estatuto de los Trabajadores y en la Ley General de la Seguridad Social y que ya Ashotel viene estudiando hace años". La patronal consideraba en el comunicado que es un planteamiento "que deberán analizar y desarrollar ahora en las empresas y que se plantea en función de los elevados casos de incapacidades temporales de este colectivo, eminentemente femenino". 

Para desarrollar esta propuesta proponen una fórmula. El secretario general de Sindicalistas de Base en Canarias, Manuel Fitas, ha explicado a Atlántico Hoy que para conseguir la prejubilación "cada vez que entre una camarera de piso de 25 años" de forma paralela se contrata con una compañía de seguros una póliza. A los 58 años a esta empleada se le realiza un despido objetivo por incapacidad sobrevenida "porque su condición física no le permite seguir trabajando", comenta. Esta trabajadora comenzaría entonces a cobrar la prestación por desempleo durante dos años con complemento de la empresa, "que aunque cobres el 70% cotizas el 100%", añade. 

"A partir de esos dos años, como tienes más de 52 años tienes el subsidio por desempleo hasta que te jubiles, con el complemento de la empresa y la cotización a la Seguridad Social. Y a los 61 años la prejubilación", explica Feitas. Esta fórmula no sería la de la jubilación anticipada que sí se contempla para otros sectores como el minero, sino el de la prejubilación, una diferencia que el secretario general señala con firmeza. 

Dudas desde UGT

Pero esta nueva medida no la ven con buenos ojos desde UGT en Tenerife. “Ningún convenio de este país tiene potestad para establecer la prejubilación de ningún colectivo”, ha manifestado José Tomás Ramos García uno de los asesores de UGT durante la negociación del convenio. Este jueves el sindicato celebró una rueda de prensa donde señaló varios puntos conflictivos con este entre sus principales reivindicaciones. 

"Nosotros entendemos que esto de la jubilación anticipada es algo que se sale de los convenios", asegura Francisco Javier González Expósito, otro de los asesores de UGT en la negociación. "Es directamente legislación pura y dura de la Seguridad Social. Sí es cierto que hay casos puntuales en que no hay jubilación, sino un paso intermedio, que suelen ser casos excepcionales. Pero no es jubilación anticipada que es lo que se está vendiendo", ha añadido. Sentencia que "hablar de la jubilación anticipada es falsear". 

403ab07c 2d1b 4976 a265 48ccc0717e41
Rueda de prensa de UGT celebrada este viernes donde intervinieron José Tomás Ramos García y Francisco Javier González Expósito

La necesidad de la jubilación anticipada

Pero que las camareras de piso puedan acceder a la jubilación anticipada sí es una cuestión que está dentro del debate en las zonas más turísticas. Ashotel ya lo propuso en 2018 como proyecto piloto en los cuatro consorcios de rehabilitación turística que funcionan en España (Puerto de la Cruz, Maspalomas, Playa de Palma y Costa del Sol). Defendían, además, que esta medida no supondría un mayor gasto para el Estado.

En Baleares, por ejemplo, la comisión de Turismo y Trabajo del parlamento aprobó en mayo instar al Ejecutivo nacional a que pusiera en marcha el reconocimiento de las enfermedades profesionales de estas trabajadoras. Una iniciativa que también se aprobó en 2017 en el Parlamento de Canarias por unanimidad tras una propuesta del PSOE en la que se pedía al Gobierno de Canarias que instara al nacional a iniciar los trámites procedimentales y legales para reconocer la jubilación anticipada de las camareras de piso. 

Incluso el convenio de la hostelería de Las Palmas, que sí apoyaron Comisiones Obreras y UGT, recoge un acuerdo para "la formalización de una Comisión, a través de la cual se analice la situación de los trabajadores del sector, especialmente la de las Camareras de Pisos, en el ánimo de llevar a cabo, en su caso, las iniciativas necesarias ante las instancias competentes, para propiciar, de estimarse necesario, la jubilación anticipada de estos colectivos, que en todo caso respete los derechos de los mismos". Aunque este acuerdo no implica el establecimiento de la prejubilación de estas trabajadoras, sino instar a su incorporación como uno de los sectores a contemplar en la jubilación anticipada. 

Críticas al convenio

Aparte de la cuestión de las camareras de piso, UGT también ha señalado otras cuestiones del nuevo convenio como la revisión salarial, que se sitúa en el 10,25%, que el sistema de vacaciones aprobado es inferior al establecido en el Convenio Sectorial de La Provincia de Las Palmas, la distribución irregular de la jornada que se ha firmado en restauración así como los periodos de inactividad de 15 días para los fijos discontinuos.