Suspende pagos el gigante canario Santana Cazorla

El grupo conserva las facultades de administración, pero sometidas a la aprobación de los interventores judiciales

Alejandro B. Soler

Guardar

Santiago Santana Cazorla, uno de los dos hermanos dueños del grupo Santana Cazorla./
Santiago Santana Cazorla, uno de los dos hermanos dueños del grupo Santana Cazorla./

El Juzgado Mercantil número 2 de Las Palmas ha decretado el concurso de acreedores de Grupo Santana Cazorla SL e interviene las operaciones de este importante consorcio del Archipiélago.

Los tribunales han encargado la gestión del expediente a dos despachos. La administración concursal se ha confiado al bufete valenciano Insol y se designa auxiliar delegado de la administración concursal al gabinete Ronda y Vidal, de Las Palmas.

Grupo Santana Cazorla conserva las facultades de administración, pero sometidas a la aprobación de los interventores judiciales.

Grupo Santana Cazorla es la sociedad holding de esta destacada corporación grancanaria. El descalabro sobreviene justo dos años después de que su filial constructora, titulada Hermanos Santana Cazorla SL, fuera declarada en quiebra necesaria, a instancias de su acreedor Isla Marina SL, por una deuda de casi 50 millones de euros.

Grupo Santana escritura un capital social de 135 millones. Desde 2016 no ha depositado sus balances en el Registro Mercantil de Las Palmas. En el periodo 2013-2016 declaró unas pérdidas totales próximas a los 200 millones.

La presidencia de Grupo Santana la ocupa Bodegas Tirajana, propiedad de Alberto Santana Trujillo.

Enfrentamiento fraterno

Grupo Santana Cazorla tiene su sede central en el municipio de San Bartolomé de Tirajana. Sus líneas de negocio son la construcción, la gestión de hoteles, la promoción inmobiliaria y la venta de automóviles con la marca BMW.

El origen de los problemas se encuentra en el enfrentamiento existente entre los dueños, Manuel y Santiago, los hermanos que dan nombre a su emporio. Hace años que hay problemas entre ambos, desde que el segundo quisiera renovar la concesión de la marina de Anfi del Mar (en Mogán, Gran Canaria) en favor de una empresa a nombre de su esposa y de sí mismo. Hace años que Santiago fijó su residencia en Marruecos.

Venta a IFA

Las desevenencias llevaron a Manuel a vender su 50% del negocio al grupo IFA, según informó en enero Canariasahora. La empresa alemana está controlada en su mayoría por el grupo Lopesan, la otra gran compañía turística de Canarias y ya poseía el 50% de Anfi del Mar, por lo que toma el control de un negocio de más de 600 empleados.

Además de Anfi también pasa a controlar Mar Abierto, propietaria de hoteles de la cadena Paradise.