Con la colaboración de
SC Comitium

Santa Cruz, la “capital turística” que busca atraer empresas gracias a sus bajadas impositivas

El municipio está entre los cinco municipios de España con menor presión fiscal | En 2023 se bonificará al 100% la tasa por las licencias de apertura de actividad

Guardar

Trabajador del sector servicios en Santa Cruz de Tenerife. / AH - Ainoha Cruz
Trabajador del sector servicios en Santa Cruz de Tenerife. / AH - Ainoha Cruz

Santa Cruz de Tenerife lleva varios años dando pasos en la dirección de incentivar la actividad económica del municipio. Su alcalde, José Manuel Bermúdez, defiende que la ciudad debe “tener las tasas impositivas justas” y en ese sentido ha actuado desde su llegada a la alcaldía en 2011. Ello ha llevado al municipio a estar entre los 5 municipios de España con menor presión fiscal.

En este sentido, desde el consistorio se anunció recientemente que Santa Cruz de Tenerife bonificará al 100% en 2023 la tasa por las licencias de apertura de actividad, como medida para continuar incentivando el comercio.

Esta medida se suma a un aumento de la bonificación por domiciliación de recibos, hasta el 5% del importe, que entrará también en vigor en 2023 y que pretende ser un ahorro para las familias pero también para empresas y autónomos, las cuales no pagarán el impuesto de basuras el próximo año.

Importancia del bono consumo

Afirma Bermúdez que no es partidario de subvencionar a las empresas. Su apuesta va más en la senda de incentivar el consumo dinamizando la economía a través de actividades, “que la gente salga a la calle porque si no no puede haber consumo en tiendas o bares”.

Otra vía es la de los bonos consumo, iniciativa en la que han sido “pioneros en Canarias y de los primeros en España”. Un bono que “reduce el coste al cliente y al empresario se lo financiamos al 100%”. Un bono de consumo local que no subvenciona a la empresa pero sí hace que la gente haga uso de sus servicios gracias a ellos.

Capital turística

Desde la corporación municipal se está intentado potenciar el turismo con la idea de ser la “capital turística de una isla turística”. Con ese fin se presentó en marzo de este año el Plan Estratégico Turístico para el municipio que contempla estrategias para la promoción a través de influencers nacionales, la creación de señalética o la promoción del carnaval durante todo el año.

Para ello se destinarán 44 millones de euros para los próximos cuatro años que pretenden ser la renovación de Santa Cruz como destino turístico en la Isla, con acciones que atañen al patrimonio histórico, líneas que tienen que ver con la sostenibilidad ambiental, o acciones de mejora de Santa Cruz como pueden ser determinadas acciones concretas el carril bici.

Disminuir la burocracia

Otro de los objetivos del ayuntamiento santacrucero es disminuir la burocracia todo lo posible "siempre que el legislador nos ayude, porque a nivel general no nos deja” puntualiza Bermúdez.

“Nosotros vamos por la vía de los tramites online, de pocos papeles y aligerar el proceso. Pero no podemos saltarnos la normativa”, por lo que cree que se debe promover menos burocracia desde el gobierno central.

Explica el alcalde que no se sabe “lo difícil que es para un ayuntamiento como este que saquen una convocatoria con un mes de plazo para presentarte, a veces solo 15 días. Pero tenemos el personal que tenemos”.

En la línea de acelerar los procesos está la creación de una oficina de gestión dentro del ayuntamiento para gestionar los fondos Next Generation que llegarán de Europa, “con personal de la casa y externo que nos permita generar ideas y proyectos rápidamente, y luego gastar esos recursos”. Por ahora se han concedido entre 30 y 35 millones de esos fondos para proyectos en la ciudad y se espera la contestación por unos 40 millones más.

Bajada impositiva progresiva

Desde el 2016, el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha acometido medidas fiscales para ayudar a las familias y estimular la actividad económica de la ciudad.

Ya en aquel año se redujo el Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) del 4% al 1,8%, uno de los niveles más bajos de todo el país. También se bonificó al 100% la tasa para la colocación de mesas y sillas en la vía pública para la hostelería y para los quioscos de prensa al 50% por su ocupación de suelo de dominio público.

En 2017 se redujo al 20% la tasa de residuos sólidos urbanos (TRSU) para viviendas y negocios, se suprimieron tasas escasa cuantía y se bonificó a entidades de utilidad pública.

En 2018 se estableció un IBI para renovables de hasta el 50% durante 6 años y una plusvalía en la bonificación de hasta el 75% en caso de herencia, además de reducir otros impuestos como el de vehículos de tracción mecánica (IVTM), el conocido como rodaje.

Esta reducción del rodaje se minimizó en 2019 lo máximo que permitía la ley, se amplio la bonificación al 100% para quioscos de prensa y rastro, al 95% para las herencias y total para el pago del IBI de familias numerosas.

Todo ello, sumado a las nuevas bonificaciones fiscales configuran un entorno económico y fiscal muy proclive para la llegada de una mayor actividad económica en la capital.

Archivado en: