Con la colaboración de
quiron salud

La microcirugía, una perfeccionada técnica quirúrgica para reparar lesiones en la mano

El doctor Antonio Galván, traumatólogo de Quirónsalud Tenerife, destaca las ventajas de este procedimiento

Guardar

Un equipo de cirujanos realiza una operación en un hospital de Canarias. Sindicatos alertan de desabastecimiento./ Archivo
Un equipo de cirujanos realiza una operación en un hospital de Canarias. Sindicatos alertan de desabastecimiento./ Archivo

La microcirugía es un procedimiento quirúrgico realizado en zonas del cuerpo que requieren de un microscopio para poder ser observadas en profundidad y poder intervenirlas y repararlas con mayores garantías. Esta técnica requiere un alto grado de especialización y particularmente está indicada para la reconstrucción de tejidos.

En los últimos años, la microcirugía de mano se ha generalizado y actualmente los especialistas no se plantean resolver ninguna afectación en esta zona del cuerpo sin utilizar esta técnica.

Intervención al milímetro

El doctor Antonio Galván Pérez, especialista en Cirugía Ortopédica y Traumatología, defiende que gracias a la microcirugía los tratamientos de las lesiones nerviosas, vasculares y tendinosas han cambiado de forma radical y, lo que es más importante para el paciente, la evolución y el resultado final de los mismos.

“Pensemos que hace años solo se utilizaba la vista del traumatólogo o del cirujano tratándose las lesiones de forma macroscópica. Hoy en día, gracias a los métodos de aumento (gafas-lupa y microscopio) somos capaces de reparar nervios y arterias de menos de un milímetro”, explica el especialista de Hospital Quirónsalud Tenerife.

Cirugía artroscópica

También se ha incorporado a esta parte del organismo la cirugía artroscópica, que permite observar directamente el interior de las articulaciones y realizar cirugías no abiertas en muñeca y pulgar.

Se trata de una técnica mínimamente invasiva que reduce considerablemente el daño que se realiza a la extremidad y minimiza las cicatrices que produce la operación. La cirugía consiste en hacer varias incisiones en la articulación en la que posteriormente se introducen los instrumentos quirúrgicos que repararán la lesión.

Lesiones traumáticas o degenerativas

El doctor Galván explica que, básicamente, en la cirugía de la mano hay dos tipos de afectaciones. Unas debido a lesiones o traumatismos en las manos, especialmente en gente joven, y otras de tipo degenerativo, como las artrosis y artritis inflamatorias, que son, lógicamente, más frecuentes en la población mayor.

“Actualmente, gracias a la mejora de las técnicas, y los medios utilizados, si no existen grandes complicaciones se pueden salvar muchas afectaciones y lograr una recuperación casi completa”, señala. No obstante, el traumatólogo de Quirónsalud Tenerife aclara que “en las lesiones degenerativas es más complicado alcanzar este 100% de recuperación porque en muchas ocasiones hace falta suplir la articulación afectada con prótesis o con artrodesis (uniendo esos huesos)”. “Lo que siempre intentamos es conseguir que la mano sea lo más funcional posible”, afirma.

Acudir al especialista

El especialista de Hospital Quirónsalud Tenerife recuerda que las lesiones deben ser tratadas por un profesional lo antes posible para evitar que el problema se agrave a causa de un diagnóstico tardío. “No es buena la actitud del avestruz, de esconderse del problema para que se solucione solo”. "Si encontramos una lesión a tiempo, la recuperación es mucho más sencilla que cuando esa lesión se ha hecho más grande”, asegura.

Por último, el traumatólogo recomienda que, como en todo tipo de lesiones o proceso degenerativos, lo ideal es la prevención y evitar la inactividad y el sedentarismo. “Lo más recomendable es llevar a cabo una actividad adecuada y de forma sistemática u organizada, como, por ejemplo, caminar, nadar o la gimnasia de tipo funcional varias veces a la semana”, concluye.

 

 

Archivado en: