La hostelería tinerfeña teme restricciones a las puertas de la Navidad

Se trata de uno de los sectores más perjudicados por la pandemia, y tras el comienzo de la recuperación los hosteleros temen pérdidas por las posibles nuevas restricciones.

Guardar

Personas en la terraza de un local hostelero. / Europa Press  restricciones
Personas en la terraza de un local hostelero. / Europa Press restricciones

El sector de la hostelería es uno de los que más ha visto perjudicada su actividad debido a la pandemia. A pesar de la recuperación que ha estado experimentando el ámbito hostelero gracias al verano y la disminución de restricciones, comienzan a surgir las dudas sobre si de cara a navidad se decretarán algunas normativas restrictivas que puedan acarrear pérdidas económicas para los negocios. 

De hecho, el director del Servicio Canario de Salud, Conrado Domínguez, declaró el pasado lunes en un encuentro con los medios de comunicación la previsión de endurecer las restricciones de cara a la navidad. También, señaló que Sanidad está muy pendiente de los nuevos brotes de covid que están surgiendo en Canarias y que no descartan tomar medidas similares a las ya aplicadas en países europeos o en algunas comunidades autónomas. 

Preocupación entre los hosteleros 

La hostelería, el sector perjudicado por la pandemia por excelencia, muestra su preocupación ante estas restricciones. Navidad es una época de reuniones en las que el consumo aumenta de forma estrepitosa, sobre todo en locales como bares y restaurantes. 

Algunos locales hosteleros del centro de Santa Cruz comentan a Atlántico Hoy su preocupación ante la previsión de estas nuevas normas. Es el caso del restaurante italiano Fiorellina, donde uno de sus empleados comenta la preocupación generalizada que existe en relación a las restricciones en época navideña. ''Nosotros contamos con terraza y nos salvamos por esa parte, pero otros negocios no pueden decir lo mismo'', comenta 

Por su parte, desde el restaurante Panza de Burro aseveran que el benficio del local es mucho mayor que el año anterior, y por ello temen la aplicación de esta normativa. ''La hostelería lo ha pasado bastante mal. Tenemos que seguir pagando los mismos impuestos que en la época pre-covid sin tener el mismo beneficio'', denuncia uno de los empleados. De igual manera, destaca que un negocio con el servicio de mesas limitado puede tener unas pérdidas de aproximadamente 27.000 euros en concepto de materias primas. 

Posibles restricciones 

Por ahora, la isla de Tenerife sigue a la cabeza de casos acumulados de Covid con un total de 47.403, así como 815 activos en la actualidad. El pasado martes sumó 86 casos nuevos según información de la Consejería de Sanidad. En algunas comunidades autónomas del resto de España han aplicado restricciones y normas con el objetivo de bajar los casos de coronavirus a las puertas de la navidad. 

Por su parte, las medidas del resto de Europa pasan a un nivel superior de restricciones, ya que en Francia se pide el certificado Covid para asistir a actos públicos, mientras que por su parte Alemania va a optar por reducir las reuniones y pedir un test negativo para el transporte público. 

Archivado en: